Conoce a Akira, un chef japonés en Laponia

Hace veinte años, Akira Omori preparó su maleta y se puso en camino. Este joven hombre no podía ni imaginarse que se iría de Tokio para siempre.

Tras recorrer el mundo por un tiempo, se instaló a casi 8,000 kilómetros de Japón. Había encontrado un nuevo hogar en la Laponia finlandesa.

Akira y los finlandeses están unidos por algo en común, un fuerte lazo con la naturaleza.

“Fue una de las razones más importantes por las que me quedé aquí. Es un momento maravilloso cuando pescas un pescado en el lago o preparas un poco de café en el bosque. En ese momento te sientes parte de la naturaleza y quedas libre de todo estrés”